Gustavo Adolfo Becquer: El amor es un rayo de luna